19.3.15

La primera prueba de vestido

¡¡Hola Planeras!!

Hoy os traigo un tema que me encanta, pero antes quiero agradeceros el apoyo que nos estáis brindando, tanto en Redes Sociales y el Blog, como en el Canal de YouTube.


Pero vamos a lo que nos toca, voy a hablaros de la prueba de vestido. Todo lo que necesitáis saber para ir preparadas y contaros un poco la mía.


En la primera prueba, es cuando ya por fin os van a probar vuestro vestido, el que ya es vuestro y de nadie más, ¡vuestro tesoro!

Previo a este paso, habréis ya elegido el modelo que queréis llevar en otra cita anterior.

La primera prueba, suele ser dos o tres meses antes de la boda, para que vuestro cuerpo esté lo mas parecido a cómo estará el Gran Día.

Muchas chicas se ponen nerviosas al verse con su vestido, porque no les queda como esperaban, pero ¡CALMA!, las tallas que os traen suelen ser estándar y siempre es necesario hacerse más pruebas, para que os ajusten el vestido a vuestro cuerpo y quede perfecto.

Ahora voy a pasar a deciros lo que debéis llevar a la primera prueba y no podéis olvidar...


-Can-can (si queréis llevarlo)

-Zapatos que hayáis elegido para el Gran Día. Así os podrán coger el bajo.
-Ropa interior que usaréis ese día.
-Llevar el tocado para veros en conjunto.
-Joyas (pendientes, etc) si lo tenéis ya.

Si tenéis la posibilidad de haceros una primera prueba de peinado y maquillaje, será estupendo. Así podréis ver el efecto con el vestido y os ayudará a decidir si ese peinado o maquillaje, son adecuados.


Ir acompañadas de alguien de confianza, que os ayude y opine de forma sincera sobre lo preciosas que estáis.


Y para mi lo más importante. No salgáis de allí con dudas, mirar y remirar, si no os gusta algo o no estáis seguras, decirlo e intentar arreglarlo con la firma, si no estáis 100% convencidas, ¡no salgáis de ahí sin una solución!


Una vez pasada la prueba y la felicidad de veros por fin con VUESTRO VESTIDO, el que os acompañará el día de la boda, os darán cita para otro día para que volváis a probaros con los retoques que habéis decidido hacer en esta primera ocasión.


Y una vez os he contado el breve resumen y dado consejos prácticos, paso a contaros mi primera prueba, la primera vez que me probé EL MÍO, qué sentí y cómo me vi...


Como muchas habréis leído en mi Blog, yo me compré el vestido súper pronto. El mismo día que Pronovias presentó su Avance de Colección 2015, ahí estaba yo, enamorándome de mi vestido y encargándolo. Un amor a primera vista y el primer día que me probaba estas joyitas.


Era mayo... quedaban aún 11 meses para mi Boda, así que imaginaros la espera hasta la primera prueba...



Pero el día llegó, claro que llegó...

Tenía cita para hacerme prueba de maquillaje y peluquería y a las 19:00 de la tarde tocaba Pronovias...

Sentí muchos nervios por volver a verlo, probarme el mío, SOLO MÍO, mi tesoro...

Preparé todo lo necesario. Zapatos, can-can prestado por mi amiga Raquel, las joyas que me han regalado mis padres, la ropa interior también regalada por ellos. Mi labial elegido para el gran día... y me fui a la pelu.





El maquillaje que me hizo mi peluquero José me encantó y el peinado igual. A éste último le dimos más vueltas y aún tengo que hacerme más para probar, pero en general todo me gustó mucho.

Llegó el momento, mis padres me vinieron a recoger a la pelu y fuimos a buscar a mi abuela y a mi suegra. Ellas dos aún no habían visto el vestido. Y mi padre tampoco, sólo por foto.

Llegamos a Pronovias Serrano. Allí nos esperaba mi Wedding Planner Marta y la otra Marta, la fotógrafa que se está encargando de hacerme las sesiones de fotos previas a la Boda.
También mi amiga Alba.

Comenzaba la prueba... 




Me traen mi vestido, yo ya estaba casi llorando de verlo en la funda...
Me lo puse y... DIOS MIO! era mejor que la primera vez, me veía radiante, perfecta... se me aceleró el corazón a mil por hora, no sabía si aguantar las lágrimas, llorar, gritar... mis miedos a la primera prueba desaparecieron en un instante.

Entró primero la fotógrafa... vi en sus ojos emoción, fue increíble ver su reacción...yo no podía ni hablar...


Luego mi Wedding Planner. Lo mismo. Qué sonrisa de felicidad tenía...
Y por fin mi padre, aún no me había visto y su cara era... ¡lo más! ¡pura emoción! ... su sonrisilla y cara de a punto de llorar... para mi era súper importante su opinión.

Mi madre... ya me había visto el primer día, pero de nuevo ver su cara fue increíble, sabía al verla que estaba feliz, muy feliz.

Mi abuela... qué deciros de mi abuela... se casa su nieta... todo lo que os diga lo sabéis. Me hacía mucha ilusión que pudiera verme antes del Gran Día y allí estaba ella, al pie del cañón y feliz.

Mi suegra... cara de emoción máxima, lágrimas en los ojos. Vi en su cara la felicidad también, me miraba de arriba abajo...

Mi amiga Alba, ella también me había visto en la primera, pero otra vez encantada, con su sonrisa de siempre y su actitud positiva a más no poder...la veía tan feliz...

La que no pudo venir fue mi hermana por culpa del trabajo. Ella ya me había visto en la compra del vestido, pero su opinión siempre es súper importante para mi. Eso sí, no se perdió detalle. Le inundé el móvil de fotos...





Una vez me vieron todos, la modista me empezó a coger el bajo, ajustar y retocar lo necesario...
Y hasta aquí mi prueba. Feliz y contenta y con ganas de la próxima, esta vez no tendré que esperar 11 meses... solo 15 días...
Salimos de Pronovias y palo selfie en mano, foto de grupo en medio de la Calle Serrano con mi padre muerto de vergüenza... jajaja





Espero que os haya gustado Planeras y si me permitís un consejo... fuera miedos. Si vuestro vestido fue elegido en su día, es por algo y la primera prueba os servirá para decir. Sí, sí y mil veces sí, ME VEO ESTUPENDA.

Os dejo con las opiniones de mis compis.

Hasta el próximo mes.



Marta "La Boda de MA"






Todavía no ha llegado mi primera prueba, ¡¡sólo me quedan dos semanas!! Y más que nervios, lo que tengo son unas ganas locas de tener ya mi vestido puesto!! 
Al igual que Marta, como la cita la tienes con mucha antelación me organicé para ver opciones de zapatos y ropa interior y poder llevarlo todo ese día. Los zapatos sobre todo para que en la siguiente prueba que ya es mucho más cerquita de la boda, puedas verlo ya casi perfecto, y la ropa interior (sobre todo parte de arriba) para comprobar el efecto que haga con el escote que lleve el vestido.




A mi primera prueba fui con una amiga que también va a ser dama de honor. Quería ir con poca gente y, sobretodo, con alguien que me ayudara en la elección, no que me llenara de dudas. Después de probarme unos diez vestidos me volví a probar el mío. Sus palabras fueron "este es muy tú". Así que no hubo dudas. 






¡Qué ganas de que llegue el día de la prueba! Leo las emociones de Marta y se me entran nervios... Yo ya tengo todo listo para ese día: zapatos y ropa interior. Os iremos contando nuestras pruebas en el canal de Youtube.



Yo aún no me he hecho la primera prueba de mi vestido pero estoy deseando que llegue ese día!! La primera vez que fui a mirar vestidos de novia me llevé los zapatos, ropa interior y algún complemento que ya tenía y cuando me probé el mío me quise poner todo lo que traía para verme el efecto. Eso sólo 
me pasó con un vestido, por algo sería.







Yo también estoy deseando hacer mi primera prueba de vestido, será el 22 de Abril y estoy como loca. Debe de ser muy diferente al día en que lo escoges, ya que el día de la prueba ya es realmente tu vestido, el que llevarás ese día, el que han cosido para ti...Es súper emocionante leer lo que sintió Marta.






Sólo pensar en el día de la prueba, se me ponen los pelos de punta. El modelo que yo elegí no me cerraba y lo tuvieron que enganchar manualmente para que me pudiera hacer una idea, así que pensar que será el MÍO y que podré dar una vuelta con él, me pone hipernerviosa. Espero sentir al menos, lo mismo que sintió Marta.




A mi todavía me queda mucho, hasta julio nada, así que prefiero no pensarlo. Yo también me lo compré casi un año antes, y aunque en ese momento estaba absolutamente segura, a veces pienso: y si cuando vuelva no siento lo mismo?? Supongo que será una reacción normal, pero siempre crea inquietud. Cuando me pasa eso, me gusta recordar lo que sentí en aquel momento, en lo segura que estaba de que ese era mis vestido, y me relajo...





2 comentarios:

  1. Yo también elegí mi vestido a 9 meses de la boda. En un día me recorrí tres tiendas con 4 amigas y mi suegra pero mi vestido me esperaba en la última que fue Pronovias también! Aún queda para verme con mi vestido puesto pero estoy deseándolo! Y es verdad que da un poquito de miedo y piensas, y si ya no me quedará o no me gustará igual que entonces? Pero seguro que al final todo irá genial, es precioso y va mucho conmigo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yulia seguro que estás preciosa con tu vestido!!! Si fue el elegido seguro que te sentirás igual de especial cuando te lo vuelvas a poner. A pesar de que lo elegimos con mucho tiempo y a veces nos asaltan las dudas, debemos estar tranquilas, ya que si lo escogimos en su momento por algo fue!
      8 besazos planeros!!!

      Eliminar